En numerosas ocasiones hemos hablado de cómo la tecnología está cambiando a pasos agigantados los requerimientos de las personas para los hogares o los espacios de trabajo, pero también las formas de trabajar.

materiales inteligentes

Javier Peña, Jefe de Estudios del grado de Ingeniería de Diseño Industrial en la escuela de diseño Elisava

Si te interesa este tema, no te pierdas esta guía gratuita que puedes descargarte en PDF:

New Call-to-action

 

Los avances tecnológicos van más allá de los dispositivos y cómo estos se integran en los espacios. Los materiales de construcción, las superficies, los revestimientos, la iluminación y otros aspectos de la arquitectura y los interiores están evolucionando para que sus propiedades puedan cambiar a demanda de los usuarios. Son los llamados materiales inteligentes. Para ayudarnos a entender estos materiales, sus capacidades y tipologías, en Detailers hemos acudido a uno de los mayores expertos en la cuestión: Javier Peña, doctor en Ciencias Químicas por la UPC, es Director Científico de Mater, Centro de Materiales del FAD (Barcelona) así como Director Científico y Jefe de Estudios del grado de Ingeniería de Diseño Industrial en la escuela de diseño Elisava. Para Peña, un material inteligente:

“es un material que tiene capacidad de cambiar ante un input externo, ya sea un cambio de temperatura, en la humedad, presión o alguna otra variable del entorno”.

materiales inteligentes

Micronal PCM es un acumulador térmico de cambio de fase que se incorpora como aditivo a los materiales de construcción, (yeso, mortero, etc.) para controlar la temperatura del interior de los edificios. Fuente: MaterFAD.

 

Los pioneros, consagrados al ahorro energético

Pese a que esa capacidad para cambiar por sí mismos nos parezca algo de ciencia ficción, son muchos los materiales de este tipo que ya se están utilizando de forma más o menos habitual en la construcción. Los más frecuentes, señala Peña, son aquellos vinculados al ahorro energético. “Son muchos los que se utilizan ya. No se trata del futuro de la construcción sino del presente”, comenta entusiasta. “Por ejemplo, los materiales de cambio de fase que son los que mejoran la inercia térmica y por lo tanto permiten una mejor regulación térmica de un espacio. Es decir, materiales que liberan energía en forma de calor cuando hace frío y, por el contrario, que pueden absorber el calor.” Todo con el ahorro energético en mente, por supuesto, que además de una cuestión económica es una responsabilidad medioambiental de todos, según el experto.

Otro tipo de materiales presentes en numerosos proyectos son los materiales llamados “con memoria de forma” que, pese a que su engañoso nombre, se están utilizando a menudo en griferías. “Son materiales que cambian de forma, como su nombre indica, cuando hay un cambio en la temperatura. Por eso se utilizan para regular el caudal de agua caliente y fría, consiguiendo un ahorro de agua minimizando el tiempo destinado a llegar a la temperatura adecuada”.

 

En busca de la conectividad

Como hemos señalado, uno de los aspectos que más interesa en la actualidad es la posibilidad de incorporar la conectividad en los espacios. En ese sentido, los son sensores los que entran en escena. “Hay sensores para casi cualquier alteración en el entorno: sensores de temperatura, de movimiento, variaciones de luz, de humedad, etc., con lo cual ya se puede introducir en un proyecto de interiorismo, ya sea de un hogar o de un espacio colectivo. De hecho, los proyectos de casa “domótica” que se han presentado hasta el momento van en esta línea. Respecto a materiales que ya incorporen la capacidad de transmitir información, son los materiales piezoeléctricos. Me refiero a materiales tipo LED, OLED, AMOLED y otros que tienen la capacidad de plasmar a través de una pantalla transparente, flexible, la información que nosotros requerimos”, explica Peña.

materiales inteligentes

Micronal PCM es un acumulador térmico de cambio de fase que se incorpora como aditivo a los materiales de construcción, (yeso, mortero, etc.) para controlar la temperatura del interior de los edificios. Fuente: MaterFAD.

 

El futuro es el grafeno

Eso sí, si nos referimos a conectividad, el futuro es el grafeno. Este material de composición similar al grafito pero más fuerte que el acero y extremadamente flexible y ligero está llamado a ser el material del futuro. Peña así lo confirma: “es posible que los materiales bidimensionales derivados del grafeno abran posibilidades de todo tipo de interacciones, simplificando el tipo de elemento conector, mejorando la eficacia y, muy probablemente, bajando costes”. ¿Tan prodigioso este material? “Sí, va a revolucionarlo todo. Por ejemplo, la conectividad precisa de energía, esta debe ser almacenada y es uno de los grandes problemas en la actualidad. El grafeno también podrá mejorar este aspecto, repercutiendo también en un menor impacto en el medio ambiente”.

 

Materiales inteligentes, aquí y ahora

Pero toda gran revolución empieza por un pequeño paso. Así que, cabe preguntarse por la complejidad que significaría empezar a introducir los materiales inteligentes en los proyectos de interiorismo. “Los profesionales pueden pensar que hacen más complejo el proyecto. A mí me gusta pensar que más que complicarlo, lo que piden es un cambio en la actitud. Y es un cambio que los profesionales de múltiples sectores estamos experimentando en la actualidad”, argumenta el experto. “Me refiero a la necesidad de introducir nuevos expertos en el proyecto. O lo que es lo mismo, estar más abiertos a la colaboración”. Es cierto que cada vez más los proyectos (en cualquier área, no solo en el interiorismo) tienden a ser multidisciplinares, de acuerdo a Peña, “Es cierto que eso puede crear una cierta sensación de vértigo a los profesionales que pueden sentir que pierden el control. Mi forma de verlo es que los proyectos van a estar más abiertos a la colaboración y el diálogo”.

materiales inteligentes

Antena NFC (la utilizada en numerosos dispositivos móviles) sobre grafeno, posibilitando la creación de dispositivos o superficies de dos dimensiones conectados.

 

El punto de partida

Materiales piezoeléctricos, halocrómicos, electroactivos… ¿Cómo podemos acercarnos a los materiales inteligentes sin sentirnos desbordados? De nuevo, Peña llama a la calma y al diálogo. “Una buena forma de empezar a familiarizarse con estos materiales es visitar el MaterFAD donde los interioristas y arquitectos encontrarán una serie de expertos que podrán guiarles y aconsejarles en el uso de estos nuevos materiales. Además de poder ver, tocar y sentir un sinfín de muestras de materiales interesantísimos. Es un punto de partida muy interesante y una forma guiada de acercarse a las posibilidades de estos materiales”, concluye Peña animándonos a visitar el Centro de Materiales de Barcelona.

 

También te recomendamos la lectura de esta guía gratuita en PDF para seguir leyendo sobre este tema:

New Call-to-action