Como elemento arquitectónico imprescindible en algunas obras, la escalera ha ido evolucionando en la arquitectura y adoptando nuevas formas y funciones. Pasando por los peldaños en las cabañas más primitivas hasta las escaleras mecánicas tan habituales en nuestros días.

Durante la historia han ido adquiriendo relevancia, tanto como elemento interior como exterior. Son un ejemplo los grandes vestíbulos de los palacios donde su escalera interior participa del carácter implícito de estos edificios.

escalera interior

Escaleras Palacio de los duques de Bourgogne en Dijon, Francia.

La más clara evolución ha sido la invención y desarrollo de las escaleras automáticas, creadas para facilitar los desplazamientos. Con ellas se han podido idear sistemas de transporte que permiten la circulación fluida en grandes centros comerciales, y en  edificios corporativos accesibles para un gran volumen de usuarios.

escalera interior

Escalera Mecanica. Metro de Londres

Si te interesa este tema, no te pierdas esta guía gratuita que puedes descargarte en PDF:

Descarga la guía: Tendencias estéticas para Retail y Hostelería

 

Tipos de escalera interior según su forma

Podemos distinguir dos grandes tipologías de escaleras interiores, las de tramos rectos con todas sus versiones y las de caracol o en espiral, donde la forma es su gran valor característico, y que se prescriben teniendo en cuenta el tramo que necesitan para su recorrido.

Como en muchos otros ámbitos, la naturaleza sirve para inspirar formas geométricas en arquitectura, que funcionan y  que pueden cumplir una tarea espacial.

escalera interior

Como el interior de una caracola, que ha servido de referencia en infinidad de diseños. La espiral que forman los peldaños permite subir ocupando, normalmente, un espacio más reducido. Y se aprovecha toda la superficie disponible de manera más concentrada.

Estéticamente se puede optar por distintos materiales y acabados, para generar escaleras interiores más discretas o que sean el punto de atención.

escalera interior

Restaurante SHUGAA. Proyecto de Party/space/design Fotografía: FSections

En el caso del Restaurante Shugaa en la ciudad de Bangkok se encuentra un ejemplo que responde a la reducción en esencia de una escalera interior. Destaca el uso de prismas rectangulares en metacrilato transparente para configurar el perímetro del hueco, imitando bloques de hielo. Se consigue así un aspecto de ligereza y naturalidad muy particular, integrándose con el resto del interiorismo.

escalera interior

Restaurante SHUGAA. Proyecto de Party/space/design Fotografía: FSections

Elementos de una escalera interior

Las partes básicas de una escalera, que permiten definir su estética y funcionalidad, y en las que conseguimos centrarnos para aportar interés a este elemento arquitectónico son: los peldaños, con su correspondientes huella y contra-huella, el pasamos y la barandilla.

escalera interior

Casa Scotch. Proyecto de Pine Gettliffe Architecture

Partiendo de la funcionalidad de estos componentes, hay infinidad de oportunidades para convertir una escalera en un complemento ideal o en todo un foco de atención dentro de un proyecto. Una luminaria led en el perímetro de la huella de los peldaños, oculta bajo el voladizo de éstos, crea un efecto lumínico ascendente que potencia la intervención, señaliza el sentido y la convierte en algo más segura asegurando intuitivamente el paso.

Otro factor que se valora cuando se diseña una escalera inerior,  es la contra-huella. Se trata del tramo vertical en cada peldaño. En ocasiones es posible prescindir de ella, cuando la estructura lo permite. Es el caso de las “escaleras voladas o flotantes”, un innovador sistema es el que  consiste en  encastar los escalones en el muro contiguo permitiendo ahorrarse las contrahuellas y la estructura inferior. Debemos tener en cuenta que la pared  debe ser resistente e idónea para soportar el peso de los propios peldaños y el derivado del uso de la escalinata.

escalera interior

V House. Proyecto de Abraham Cota Paredes

De otra forma también resulta interesante no prescindir de las contrahuellas. Es posible que estéticamente apenas se vean, y tratar de conseguir un efecto parecido al “voladizo”, como en esta casa en la ciudad alemana de Berlín, que cuenta con un cuidado sistema de escaleras y rampas combinando materiales (cementos y madera). O bien potenciar la estructura inferior de la escalera, dotándola de color en consonancia con la fachada y convertirla en protagonista de la escena.

escalera interior

A la izquierda: Townhouse. Proyecto de B14-XTH. A la derecha Gilday Residence de Gilday Architects

Si bien el pasamos es considerado un ingrediente imprescindible en los entornos públicos para garantizar la accesibilidad de todo tipo de usuarios, en ambientes domésticos es posible prescindir de él como tal, y buscar otras alternativas, jugando con distintos  acabados artísticos.

escalera interior

Dúplex Tel Aviv. Proyecto de Toledano Architects. Fotografía: Oded Smadar

En este dúplex en Tel Aviv, diseño del estudio Toledano+Architects,  descubrimos una impactante escalera colgante en metal oscuro. Se trata de una composición gráfica lineal, casi como una escultura, que además crea un juego de sombras gracias a la presencia de luz natural y permite entrever los distintos ambientes debido a su ligereza y transparencia.

 

Escaleras interiores como esculturas

Es una tendencia muy presente en la actualidad el considerar la escalera como punto  central de muchos proyectos, llegando incluso a considerarse obras de arte.

En ocasiones destaca su verticalidad y la forma perfecta en espiral. En ésta, obra del estudio Eva Jiricna Architects, predomina el eje central, trabajado con malla metálica y en concordancia con los pasamos y  tensores. Se complementan con la baranda en cristal transparente y los peldaños en forma de “columna vertebral”. El blanco con los perfiles de acero crea que esta escalera de interior se defina dentro de una estética futurista.

escalera interior

Somerset House Miles Stair de EVA JIRICNA ARCHITECTS. Fotografía: Richard Davies

En el recorrido, la pendiente invade todo el espacio, alzándose e integrándose por las paredes anexas, destacando con el material y tomando direcciones rectilíneas junto a un sistema de rampas que comunica ambos lados del edificio. 

escalera interior

Tienda de Design Republic en Shangai. Proyecto de Nery&Hu. Fotografía de Shen Zhonghai

Puede incluso destacar la escalera  con el tratamiento del propio proyecto, como en este centro de experimentación culinaria en Asia, donde se convierte en el volumen central pensado y definido dentro de un habitáculo industrial y aséptico.

3DS Culinary. Proyecto de Oyler Wu Collaborative

3DS Culinary. Proyecto de Oyler Wu Collaborative

 

También te recomendamos la lectura de esta guía gratuita en PDF para seguir leyendo sobre este tema:

Guía gratuita Tendencias Retail Hostelería